La luz le da mucha vida al hogar y cuando no disfrutamos de la luz natural, especialmente en los días de invierno es bueno disponer de una buenas lamparas que cubran nuestras necesidades y a la vez esté en armonía con el resto de la decoración de la estancia.

1. Escoge en primer lugar el tipo de ambiente que quieres crear en la estancia

Cuando alguien decide iluminar su casa deberá tener muy claro qué ambiente quiere transmitirle al hogar. Las luces indirectas y difuminadas le dan a la estancia un ambiente muy íntimo. Sin embargo, si queremos iluminar un estudio o lugar de trabajo por ejemplo, tendremos que pensar en lámparas de luz de directa que nos permitan trabajar con comodidad.

2. El regreso de la lámpara de techo

Con la irrupción de la moda vintage las lámparas colgantes de techo han vuelto con fuerza. Durante años han perdido protagonismo pero ahora vuelven a ganar terreno, especialmente las de estilos que recuerdan a mediados del siglo pasado.

3. Elige una pantalla a juego con los colores del resto de mobiliario

La pantalla de la lámpara, la tulipa, deberá ir a juego con los otros muebles del salón o incluso con los colores de las paredes. Es importante mantener la armonía cromática.

4. ¿Quieres ser diferente o discreto?

Cuando adquieres una lámpara hay que saber si la finalidad de la lámpara va a ser marcar un antes y un después en el diseño de la habitación, con un estilo rompedor y diferente que atraerá todas las miradas o si por contra buscamos un objeto más que le añada un plus a lo que ya tenemos pero sin llamar excesivamente la atención.

5. Elige bien el lugar dónde colocarás la lámpara

Búscale un rincón en la que se pueda disfrutar de ella en todo su esplendor. Dale su espacio y aire. Es importante que la lámpara no interceda en nuestro día a día ni nos incomode en los pasos de una estancia a otra.

 

 

Publicaciones recientes

Deja un comentario

Start typing and press Enter to search