En Sin categoría

La temperatura del color de las bombillas que colocamos en las estancias de nuestro hogar es realmente importante. Una estancia puede cambiar por completo dependiendo de la temperatura de color de la iluminación que le demos. Hace un tiempo te hablamos de los diferentes tipos de bombillas que podías encontrar en el mercado. Hoy, queremos que conozcas qué es la temperatura del color y cómo afecta esta a la iluminación de los espacios.

La temperatura del color en la iluminación artificial se mide en grados Kelvin y se refiere a los tonos que puede adquirir la luz.

Por lo general, existen tres tonos que puede tener la luz: el cálido, el neutro y el frío.

temperatura del color

  • La luz cálida es la que tiene los tonos mas amarillentos, su temperatura del color está por debajo de los 3300 K. Esta temperatura del color es más relajante y hace los espacios más acogedores. Por ello, es la mas usada en salones y dormitorios ya que los hace más confortables.
  • La luz neutra o luz natural es aquella cuya temperatura del color se sitúa entre los 3300 K y los 5000 K. Esta temperatura del color nos hace estar relajados pero más activo. Esta iluminación se suele usar en espacios comerciales ya que realza los colores y les proporciona armonía con el ambiente.
  • La luz fría se sitúa a partir de los 5000 K por lo que proporciona los tonos más azules y verdes al ambiente. Esta luz nos mantiene activos y alerta. Por ello, es la recomendada para zonas de estudio, oficinas, cuartos de baño y cocinas.

lamparas online

Al margen de la temperatura de color que elijamos para cada espacio, recomendamos que la luz sea suave y constante. Debemos evitar zonas con iluminación muy intensa y zonas con poca iluminación, sobre todo en espacios de trabajo y estudio.

 

Recommended Posts

Deja un comentario

Start typing and press Enter to search